Decorando la casa. Otro cuadro de mi peque

Hace días que volvimos a pintar un cuadro con los dedos, que es una actividad que nos encanta a mi peque y a mi. Es sucio, divertido y siempre sale algo único y especial, y mi hijo se siente muy orgulloso de sus obras.
 La lámina llevaba días en el salón esperando a que tuviéramos ocasión de ir a algún centro comercial para poder comprar el marco, pero lo íbamos dejando por falta de tiempo. Pero este domingo mi hijo nos metió prisa. Mucha prisa. De pronto dijo: 
– “El ……..  ahí”
– ¿El qué dices cariño?
– “El cuadro ahíi” -lo dijo señalando un espacio de pared vacío del salón.
– ¿Quieres que colguemos tu cuadro allí?
– Siiiiiii. Mamáaa ahíiii
Nos sorprendió tanto que quisiera que lo colocáramos en un sitio en concreto que ayer fuimos a comprar el marco y hoy ya lo tenemos colgado. A mí me hace especial ilusión ver que mi hijo se siente orgulloso de lo que hace y de que se haga valer. Y desde luego a mi me cuesta bien poco ayudarle con su autoestima, además de que me encanta decorar la casa con sus obras. 

4 Replies to “Decorando la casa. Otro cuadro de mi peque”

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *